Tips para elegir la mejor parrilla para comer carne argentina de primera

Seleccionar un restaurant para disfrutar los mejores cortes de carne parece fácil pero…

Parece tarea fácil, porque todos sabemos de asado y carnes. Pero en realidad no es tan sencillo cuando se trata de elegir una buena parrilla para ir a comer. Están los consejos de los amigos, “el dato que no puede fallar”, pero si te ponés a pensar, en general se termina priorizando algún lugar cerca o se elige al azar.

Por eso, estos tips te pueden ayudar a elegir correctamente dónde comer asado.

#1. Concurrida. Por norma general, no entres nunca a una parrilla si ves que tiene poca gente comiendo, y donde los mozos están con poco trabajo. Las parrillas, como las pizzerías, son de los restaurantes más populares y concurridos en la Argentina, por lo que siempre deberían estar llenas. Es mejor tener que esperar un poco a que no haya nadie.

#2. Conocida. Más allá del dato que te puedan pasar, ante la duda siempre es mejor ir a parrillas reconocidas en el ambiente, con varias décadas de trayectoria. Seguramente, son más caras que las clásicas de barrio (si no son tan conocidas), pero te garantizan que, si duraron tanto tiempo funcionando, es porque son buenas.

#3. Buena calidad. Actualmente existe una diferencia notable entre la carne de feed lot y aquella alimentada a pasturas. Porque no es lo mismo el sabor de la carne de un animal chico engordado artificialmente que un novillo pesado criado a pasto. Por más que cueste más caro, vale la pena la diferencia.

#4. Bien atendida. El servicio de los mozos no es el punto más importante de una parrilla (lo tiene que ser la calidad de su carne), pero tené en cuenta también si algún amigo te dice en cuáles fue bien atendido.

#5. Vinos. No necesariamente hace falta prestarle atención a la carta de vinos, pero desconfiá de aquellas parrillas que tienen acuerdos con no más de 3 bodegas. Una carta variada también es señal de que la parrilla se esmera en todos los detalles.

#6. Brasero. Muchas parrillas de barrio todavía utilizan el sistema de llevar la parrillada a la mesa en un brasero, mezclando carnes y achuras. Pero escapale a esta costumbre, porque no solo mezcla los sabores, sino que tampoco mantiene la temperatura de las porciones de manera correcta.

#7. Limpieza. No te quedes en un restaurant cuya parrilla esté sucia, porque para que el asado sea lo más sabroso posible, hace falta que la parrilla esté limpia. Escapale a cualquier lugar que tenga sus campanas con grasa.

¿Qué otros aspectos considerás a la hora de elegir una parrilla?


Author: cucinare

Cómo quedar bien si tenés que elegir un vino en el restaurant

Consejos para seleccionar una etiqueta si no sabés nada sobre...

Tintos, blancos y rosados: cuál es la temperatura correcta para tomar vino

¡Atención! Beber a una temperatura incorrecta puede arruinar un buen...

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *