5 ensaladas frescas y originales para combatir el calor

Estas combinaciones de ingredientes frescos son ideales para soportar las altas temperaturas y comer sin prender el horno.

Ahora que sobra calor y falta electricidad, nada mejor que refrescarte con una buena ensalada.

Es por eso que te compartimos 5 recetas no muy comunes pero sencillas de hacer, a fin de paliar las elevadas térmicas del verano:

#. Carpaccio de pepino y rabanitos. El plato creado en Venecia en honor al artista Vittorio Carpaccio, hoy es un genérico.

Es que puede hacerse un carpaccio vegetal, como el que ideó la cocinera argentina Soledad Nardelli.

Se toma un pepino, se lava, y se corta en rodajas finas con una mandolina. Luego se hace lo mismo con repite el proceso con rabanitos.

Se montan las rodajas en un plato grande, y se coronan con arándanos, y una vinagreta con aceto balsámico y jugo de naranjas.

#. Ensalada de lentejas. La lenteja es una legumbre maravillosa, ingrediente que, según Homero, comían los héroes griegos. Existen numerosas opciones para elaborarlas frescas.

Por ejemplo, Dolli Irigoyen recomendaba comerlas con con zanahorias, tomatitos, apios y queso de cabra.

Por su parte, a Jèrôme Mathe, una de las referencias de la cocina francesa en la Argentina indica que “se comen en ensaladas, muy frescas, con echalotte y un chorrito de vinagre de frambuesa, pero si no llegar a haber echalotte, se puede reemplazar por cebolla morada, un poco de ajo picado (muy poco), perejil o cilantro, ralladura de limón y un huevo Mollet (hervido apenas cinco minutos).

A Patricia Courtois, en una línea similar, le gusta comerlas frías con una salsa criolla.

#. Hojas verdes y yogur. Esta ensalada tiene resabios griegos, sobre todo por el aderezo. Y es una de las favoritas del periodista gastronómico español Mikel López Iturriaga.

Para realizarla, se necesitan hojas verdes frescas (espinaca, lechuga); es necesario lavarlas y secarlas bien.

Luego de cortan con la mano y se llevan a un bowl, donde se aderezan con una salsa preparada con yogur natural sin azúcar, mezclado con aceite de oliva, un poco de jugo de limón y sal.

Se corona con mix de semillas ligeramente tostadas.

#. Tabuleh. Es una ensalada típica y muy fresca de la cuenca oriental del Mediterráneo.

Es muy sencilla de realizar, ya que es una mezcla abundante perejil picado, trigo bulgur, cebolla de verdeo, hierbabuena, sal y jugo de limón. También se le puede agregar tomate concassé.

Para hacerla hay que poner el burgol en un recipiente con agua y dejarlo en remojo durante 10 minutos; luego se escurre, se seca, y se lleva a un bowl donde se mezcla con el resto de los ingredientes.

#. Palta y mango. Sin duda que esta combinación te va a parece exótica. Y lo es. Pero son dos productos que abundan durante la temporada de verano y que casan muy bien.

Para prepararla, hay que conseguir mango maduro y cortarlo en tiras, al igual que la palta. Ambos ingredientes se mezclan con rúcula, se agregan nueces peladas, unos dados de queso feta y finalmente se adereza con una vinagreta ligera de aceite de oliva, sal y vinagre de manzana.

¿Qué otra ensalada agregarías a esta lista?


Author: Cucinare

Descubren una variante genética que explica el fanatismo por el café negro sin azúcar

Estas personas privilegian la potencia en cafeína antes que el...

Cómo se cocina la empanada argentina que conquista España

Se llama Justina y la sirven dos cocineros argentinos en...

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *