Tips súper fáciles para que el pollo no te quede seco

Hay algunas indicaciones clave para evitar que la carne más popular no queda dura y seca.

El pollo es la carne más consumida a nivel mundial. Tiene fama de ser un comodín que te saca de cualquier apuro. Pero el problema es que, en ocasiones, el cocinero desaprensivo o inexperto la suele dejar dura o seca como una lija.

Por eso Cucinare te brinda algunos tips del experto Germán Ruberto, para que tu pollo, ya sea entero o despiezado, quede jugoso.

#1. Salmuera. Según el cocinero corporativo y asesor gastronómico de gran experiencia, “si uno tiene que preparar unas pechugas, una salmuera compuesta por agua, sal, laurel y ajo es fundamental. Se las deja en la heladera sumergidas en la solución durante un mínimo de 5 o 6 horas y luego se llevan directo desde el frío a la plancha, horno o sartén. La salmuera también corre para cuando un pollo entero va al horno”, afirma Ruberto.

#2. A la sal. Otra opción que aconseja el chef en caso de que se quiera cocinar un pollo entero es hacerlo a la sal, “sobre un kilo de sal gruesa, ya que así conserva el jugo. Eso sí, hay que ponerlo sentado (no vertical), para preservar el líquido y que no entre la sal; sólo la piel puede entrar en contacto con la sal”.

#3. Cocción al vacío. “Lo ideal sería tener un horno Roner en casa”, dice Ruberto. “Pero se puede emplear una bolsa Ziploc donde se llevan las piezas de pollo con una mezcla de ajo, hierbas, aceite de oliva o cascaritas de naranja. Se cierra la bolsa, y cuando rompe el hervor, se baja el fuego al mínimo (corona) y si es una pechuga sola, se cocina entre 18 y 20 minutos”. El resultado es sorprendente y no queda olor en la cocina”, concluye el especialista.

#4. Manteca. Más allá de los consejos de Ruberto, si uno tiene que hacer pechugas al horno, una buena opción es embadurnar una asadera con manteca (y unas gotas de aceite para que no se queme), poner las pechugas aderezadas y con un poco de manteca por encima, recubrir la asadera con papel manteca (valga la redundancia), y hornear a temperatura media alrededor de 30 minutos.

¿Cómo te gusta preparar el pollo?


Author: Cucinare

Temporada de rabanitos, mucho más que una simple raíz comestible

Un producto para tener en cuenta para ensaladas y mucho...

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *