Croquetas: 6 recomendaciones para degustar un clásico de la cocina

No importa el relleno, es un plato que todos amamos porque nos lleva a esas recetas caseras que siempre hay que honrar.

A veces con estilo de bodegón, en otras ocasiones más gourmet. De vegetales, con pollo, pescado o carnes rojas, de arroz. En cualquiera de sus formas y sabores, amamos a las croquetas. Son fáciles de preparar y tienen esa distinción de plato casero inoxidable.

Por eso queremos recomendarte 6 lugares para disfrutar de las mejores de Buenos Aires:

#1. La Pescadorita sumó a su nueva carta de estación unas croquetas que van en línea con su destacada propuesta de mar. En la sección de entradas, se lucen estos bocados que parten de una clásica bechamel a la que se le agrega un sofrito de cebollas, pimientos y mariscos frescos, como langostinos, chipirones y mejillones ($ 410). De textura suave y mucho sabor, se sirven con una lactonesa y una salsa “brava” levemente picante, ambas de elaboración propia. Humboldt 1905, Palermo.

#2. La amplia propuesta de Pizza Cero es protagonizada por sus pizzas artesanales y se completa con platos de la cocina argentina, italiana y española. Así, se lucen sus croquetas caseras que están presentes en la carta desde el primer día, rellenas de salsa bechamel, cebolla rehogada y cubos de jamón crudo de primera línea, con un doble apanado para mayor crocancia, acompañadas de hojas verdes y rodajas de pan casero ($ 490). Av. del Libertador 1800, Recoleta.

#3. Ronconcon fusiona sabores de la cocina latinoamericana en platos que reúnen recetas e ingredientes de países como Venezuela, Colombia, Perú, México y Argentina. Una de las raciones sugeridas para poner en el centro de la mesa y compartir es su Mole de Tamarindo: unas croquetas de yuca fritas (realizadas con puré de mandioca, fécula de mandioca y queso), servidas sobre un mole de tamarindo casero, acompañado de tomates reliquia y queso feta ($ 550). Y exclusivamente para delivery, también se ofrece el Latin Bowl: sobre una base de arroz blanco se sirve cerdo en larga cocción, queso blanco rallado y las croquetas de yuca antes mencionadas ($ 450). Beauchef 527, Caballito.

#4. Desarmadero es reconocido por su interesante selección de cervezas artesanales, pero también por su destacada propuesta gastronómica con foco en las tapas calientes. Sus croquetas de jamón y mix de quesos están desde el día uno, rellenas de bechamel, abundante queso mozzarella y fontina con cubos de jamón que se sienten al morder. Se sirven calientes y bien crocantes para mojar en un alioli hecho en la casa ($ 380). Gorriti 4295, Palermo.

#5. En los locales de Growlers se puede degustar gran variedad cervezas artesanales con lo mejor del street-food y uno de los sugeridos de la carta es el falafel. Esta croqueta típica de Medio Oriente se realiza a partir de garbanzos, cebolla, perejil y especias y se distingue por su textura crocante e intenso sabor. Se sirven calientes, coronados con cebolla morada en brunoise y perejil fresco picado, acompañados de alioli casero y una rodaja de limón ($ 250). Av. Santa Fe 1430 (Recoleta), Doblas 857 (Caballito), Gurruchaga 1450 (Palermo), Cuba 2202 (Belgrano) y Perón 489 (San Nicolás).

#6. El laboratori di pasta Fresca, que desembarcó recientemente en La Imprenta, prepara unas croquetas típicas de la gastronomía italiana a base de ingredientes de lujo: sus arancini se realizan con arroz carnaroli, caciocavallo (un queso típico siciliano y fundamental en la receta clásica por su cremosidad y sutileza) y un ragú hecho con tomates italianos y carne fresca de primera calidad ($ 180 c/u). Servidos sobre un colchón de hojas verdes y tomates, son el preludio perfecto de las pastas clásicas y de vanguardia que esta boutique tiene para ofrecer. Migueletes 921, La Imprenta, Belgrano.


Author: Cucinare

Joe Biden: plato principal y postre, las comidas favoritas del nuevo presidente de Estados Unidos

El flamante mandatario estadounidense es fanático del helado y ama...

Alberto Fernández prometió que se haría vegano si Paul McCartney le canta una canción

El presidente ironizó sobre la posibilidad de dejar de comer...

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *