Mick Jagger dejó una generosa propina en un restaurante de Madrid y emocionó al mozo

El cantante sorprendió al empleado del restaurante con 200 euros y una púa con el logo de los Rolling Stones.

Los Rolling Stones volvieron a salir de gira luego del duelo por la muerte del baterista Charlie Watts. Y el primer destino que les deparó la nueva aventura, en conmemoración a sus 60 años de rock, es Madrid.

Así que Mick Jagger y el resto de la banda están difrutando a full de su gastronomía.

Uno de los lugares elegidos para comer fue Las Tortillas de Gabino, un famoso restaurante que, como dice su nombre, se especializa en tortillas y otras delicias ibéricas.

Aarón, el afortunado camarero al que le tocó atender a la banda contó a Telecinco que pidieron la carta y que la intención era degustar varios platos típicos: “Les ajusté la cantidad y les puse medias raciones, para que probaran más cosas”, contó.

El menú estaba compuesto por chauchas, pimientos de Guernica, ensalada de tomate, tortilla tradicional de la casa. Y como principales, Jagger probó una lubina (róbalo) acompañada de verdura y el escalope tipo Armando, una milanesa que es clásico de la casa.

Luego agregó que Jagger “insistió en que estaba todo muy bien preparado y muy rico”.

Una vez terminada la cena, el líder de las “majestades satánicas” le dejó una propina de 200 euros y una púa de guitarra. Generosa actitud la de Jagger, que había gastado 65 euros en su mesa y 170 en la mesa que ocupaban sus asistentes y personal de seguridad.

Aarón contó que le regaló la púa a un compañero al que “casi le da un infarto” cuando vio a sus ídolos entrar al restaurante.

“Le regalé la púa porque quería tener un detalle con él, yo me quedo con la anécdota de haberlos atendido”, dijo, emocionado.


Author: Cucinare

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.